La Fiesta de la Bicicleta regresó a lo grande a Manzanares

La Fiesta de la Bicicleta regresó a lo grande a Manzanares

Alrededor de 1.100 personas participaron en esta actividad que tuvo una cita por la mañana con los más pequeños y otra por la tarde con toda la ciudadanía

Después de no poderse celebrar en 2020 debido a la situación sanitaria, ayer regresó a Manzanares una de las cita deportivas más populares: la Fiesta de la Bicicleta. Unas 1.100 personas salieron a la calle con sus bicicletas, triciclos y patinetes para disfrutar de una jornada festiva en la que hubo regalos para todo el mundo.

La Fiesta de la Bicicleta 2021 fue similar a la de años anteriores. Únicamente las mascarillas que portaron los participantes en el momento de la salida y de la llegada del recorrido hacían ver que habíamos pasado unos tiempos difíciles que llevaron a la no celebración de la edición anterior. Pero la ciudadanía manzanareña tenía muchas ganas de sacar su bicicleta a la calle y así lo demostró este 6 de diciembre, con más de un millar de participantes recorriendo las calles de Manzanares. “Se han superado nuestras expectativas”, confesaba el concejal de Deportes Manuel José Palacios al término de esta actividad familiar “que para nosotros es de vital importancia”.

La puerta del recinto ferial fue el punto de salida de la Fiesta de la Bicicleta para peques por la mañana. Unos 300 niños y niñas menores de 7 años se congregaron en este lugar en compañía de sus familias para disfrutar de un pequeño paseo montados en sus minibicicletas, patinetes y triciclos. Las caras de ilusión de mayores y pequeños fueron la tónica predominante durante todo el recorrido, que transcurrió por los paseos del Río y la calle Cárcel antes de finalizar en la plaza de la Constitución. Allí esperaban a los niños y niñas una bolsa de chucherías, una braga térmica y una botella deportiva de regalo, además de la ilusión de participar en el sorteo de una bicicleta que fue a parar a manos de Marco (5 años).

Por la tarde era el turno de la tradicional marcha festiva, a la que acudieron alrededor de 800 personas de todas las edades. Familias enteras cumplieron con una tradición de gran arraigo en Manzanares para recorrer el itinerario habitual con una pequeña modificación con motivo de las obras en la zona de la plaza del Gran Teatro. La plaza de la Constitución lució un gran ambiente en la llegada, donde los participantes recogieron sus obsequios (unos guantes, una botella deportiva y una braga térmica) y asistieron al sorteo de otra bicicleta. La ganadora esta vez fue Irene (6 años).

Relacionado

Inicia un chat
¿Necesitas ayuda?
¡Hola!
¿En qué podemos ayudarte?